Tres años después..

Me doy ternura cuando leo este blog añejo que tengo. Y ahora acá.. haciendo experimentos para ver si sigue andando.

Creería que uno de los motivos por los cuales no tiré este coso al tacho es porque en algún post tengo un comentario de Liniers (ese tipo que hace historietas) y pareciera ser que creo que eso hace de este espacio algo como una camiseta autografiada. También me divierte leerme en el 2008 indignada por la "concentración de los medios de comunicación".. y ver hoy que dos años después se haya sancionado la Ley de Medios.

Preferiría que nadie lea mis posts viejos, pero tampoco le veo el sentido al borrarlos o ponerlos en draft o hacer alguna maniobra ocultadora. Es el pasado y es parte de lo que fuí en algún momento, no hay mucho más que agregar, ni tampoco motivos para renegar de eso.

Veré si me dan ganas de escribir sobre mis reflexiones de la vida diaria en este lugar tan libre en donde se pueden escribir 14014010404mil caracteres o si me agarra agorafobia.

Veré.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares